UNA MEDIDA NECESARIA

La universidad tiene objetivos tan fundamentales para la internacionalización del hombre, que si no cumple fielmente con ellos, niega su personalidad y se inclina hacia la crisis.  Universidad implica universalidad –dijo Enrique Muñoz Meany— y lo universal es toda posición humana ante la vida. La Universidad para valorarlo, para interpretarlo, para ubicar en su realidad precisa al hombre, para darle conciencia de su nacionalidad a los pueblos.

Pero, cuando una institución de tal esencia evade cumplir sus principios constitutivos, encauzándose por caminos erróneos y tergiversando la proyección fundamental del espíritu universitario, cuando sus ventanales para observar al mundo se limitan a una  pequeña abertura donde solo se pueden ver segmentos de la realidad universal, entonces, no se está cumpliendo con la estatura espiritual asignada a la Universidad, entonces se corre el riesgo de orientar mal los ímpetus juveniles.  Y cuando esto acontece, nadie debe permanecer callado, porque se constituye en cómplice de lo negativo.

Levantamos nuestra palabra, en esta oportunidad, para sugerir a las autoridades universitarias, con el indiscutible respeto a que se han hecho acreedoras antes nosotros, que es necesario se tomen medidas realistas, efectivas y científicas, no podría ser de otra manera, para enfrentar la situación actual de nuestra Universidad, situación que es bastante critica.

Es necesario evitar que los graduados en nuestro máximo centro de cultura continúen siendo portadores de un titulo y de gran deficiencia para enfocar los problemas, angustias y esperanzas del hombre salvadoreño, para proyectarse después, en la medida de su posibilidades, hacia el hombre de todas las “la fábrica de profesionales”, como se ha calificado a nuestras universidades, porque el pueblo, la nacionalidad, el futuro, están exigiéndole que se situé en su meridiano correcto.

A la par de efectuarse modificaciones a fondo, tanto en los planos, sistemas y métodos de estudio como en el cuerpo docente, es necesario realizar medidas emergentes, si se permite el termino en esta oportunidad como exigir que cada universitario, antes de ingresar a determinada Facultad, curse estudios adecuados en la Facultad de Humanidades, para que se compenetre exactamente de la función asignada a la Universidad, para que se forme una concepción de la vida y adopte una postura ideológica, sea cual fuere, ante la situación del mundo, es decir, adquiera una personalidad recia, humana, vital.

O bien, si se considera más ajustado a la realidad económica del Alma Mater, la introducción de cursillos permanentes y obligatorios dentro del seno de las Facultades.

Si no se comprende la urgencia de realizar tales medidas, si no se les valora en su definitiva necesidad;  no nos quejemos después de la indiferencia universitaria hacia sus propios problemas del mundo; no nos quejemos de la despreocupación estudiantil universitaria hacia los atropellos brutales perpetraras en los pueblos por las fuerzas regresivas del mundo; no nos lamentemos más tarde de llegar a estados lamentables donde el estudiante solo conoce su especialidad, actuando como un simple autómata, como una máquina, siendo incapaz de sentir y comprender lo que es producto vivo y permanente de lo humano.

 

Otto René Castillo

La Prensa Gráfica. Martes, 21 de agosto de 1956

San Salvador, El Salvador, C.A.

print this article send this article to a friend link to this article


Privacy Policy: The OttoReneCastillo.org, Guatemalan Poetry will not rent, sell, share or disseminate any information about you with other people or non-affiliated companies and organizations. We do not set client side cookies. Our server logs are used only for traffic analysis, and are erased from our server monthly. ©Copyright 1993 - 2012 by Computer Solutions - Chicago
The Four Corner Stones:
Cybernetic Democracy • Financial Justice • Ecological Harmony
Peace and Non-Violence
frontpage | headlines | next | deeper | top